Onicofagia y estética dental

 

La onicofagia es el hábito compulsivo de morderse las uñas que puede iniciarse por estrés, ansiedad, nerviosismo o simplemente por aburrimiento. Sin embargo, es un hábito difícil de eliminar y que a la larga acaba por afectar a la salud oral de diferentes formas:

  • Deformación de la arcada, las encías y el paladar.
  • Infecciones que favorecen la gingivitis y la periodontitis.
  • Aftas y herpes en la mucosa oral.
  • Un mayor riesgo de caries.
       
Onicofagia y estética dental

Además, de todo ello, la onicofagia afecta también a los tratamientos de restauración dental, como las carillas y las coronas de los dientes anteriores superiores e inferiores. El acto mecánico e insistente de morderse las uñas puede originar la pérdida del composite con que se hace el cementado de las carillas para adherirlas al diente e incluso provocar que éstas se rompan. Asimismo, puede causar la rotura del recubrimiento de porcelana de las coronas que se hayan colocado sobre dientes o implantes, obligando a su reposición.

CONDICIONES DE USO DEL SERVICIO

La información facilitada por este medio no puede, en modo alguno, sustituir a un servicio de atención médica directa, así como tampoco debe utilizarse con el fin de establecer un diagnóstico, o elegir un tratamiento en casos particulares.

En este servicio no se hará ninguna recomendación, explícita o implícita, sobre fármacos, técnicas, productos, etc... que se citarán únicamente con finalidad informativa.

La utilización de este servicio se lleva a cabo bajo la exclusiva responsabilidad de los usuarios.