902 310 122

¿En qué consiste?

Afecciones como el dolor de cabeza o estómago, diarrea, sobrepeso, fatiga crónica, problemas de la piel e incluso inflamación de articulaciones pueden tener su origen en el consumo de determinados alimentos que nuestro organismo no tolera. Y es que podemos tener intolerancia alimentaria sin saberlo, a componentes de nuestra dieta cotidiana tan comunes como la leche, los huevos, los hidratos de carbono, etc.

La intolerancia alimentaria se debe a la formación de anticuerpos frente a proteínas de determinados alimentos, pero no del tipo IgE (que desencadenaría un proceso alérgico), si no en una primera etapa del tipo IgA y tras múltiples estímulos a la formación de IgG. Por ello, se analiza cada caso mediante un estudio clínico personalizado, más conocido como el test de intolerancia alimentaria.

El test de tolerancia alimentaria se basa en una sencilla extracción de sangre, que permite analizar la reacción de los anticuerpos del paciente ante más de 200 alimentos e identificar aquellos que causan rechazo. Además recibirás una interpretación médica de los resultados donde se define con precisión los alimentos que se recomienda eliminar y la dieta más adecuada para que el paciente mantenga su salud en perfecto estado.

Podrás disfrutar de importantes descuentos sobre el precio privado para conocer los alimentos más sanos para ti.

El test de intolerancia alimentaria de Sanitas te ofrece un servicio sencillo y completo para mejorar tu calidad de vida que incluye:

  • Análisis de sangre.
  • Dossier completo con toda la información de la prueba.
  • Tarjeta de bolsillo en la que se indican los alimentos perjudiciales para tu salud.
  • Una dieta personalizada, en función de tus resultados.
  • Consulta telefónica con un experto en nutrición que resolverá tus posibles dudas.

¿A quién va dirigido?

Es vital conocer e identificar los elementos a los que somos intolerantes. Después de conocerlo, podemos tomar medidas para modificar nuestra dieta o evitar ciertas situaciones para no entrar en contacto con algunas sustancias químicas que existen con frecuencia en nuestro alrededor.

Se suele considerar únicamente como una herramienta para perder peso, sin embargo la utilidad de este test va mucho más allá. Existen numerosos trastornos que pueden tener su origen en un tipo de intolerancia alimentaria y que podrían solucionarse adaptando la dieta a los resultados revelados por el test.

  • Trastornos endocrinos: en personas obesas que no responden a los tratamientos habituales de adelgazamiento se han experimentado pérdidas de peso al eliminar de la dieta los alimentos indicados
  • Trastornos gastrointestinales: dolores abdominales, estreñimiento, diarrea, vómitos, estreñimiento, hinchazón, síndrome de colon irritable.
  • Procesos dermatológicos: acné, eczema, psoriasis, urticaria, picor.
  • Trastornos psicológicos: ansiedad, depresión, fatiga, hiperactividad (en niños).
  • Molestias respiratorias: asma, rinitis, dificultad respiratoria.
  • Trastornos cardiorrespiratorios
  • Molestias neurológicas: dolor de cabeza, migraña, mareos, vértigos.
  • Otros: artritis, fibromialgia, articulaciones inflamadas.

La cantidad de personas que sufren de intolerancia es cada vez mayor, se cree que más de un tercio de la población europea se ve afectada. Además de causar malestar físico y dolores, los síntomas pueden afectar a la salud mental de la persona y, en muchos casos, les impide llevar una vida normal.

Beneficios del tratamiento

  • Mejoría de dieta tras detección de intolerancia.
  • Mejoría de síntomas tras retirada de alimentos que causan intolerancia.
  • Consultor telefónico a tu disposición para aclaración de dudas.
  • Informe detallado y amplio, de fácil interpretación, con recomendaciones individualizadas.

Ventajas del tratamiento

  • Extracción y análisis de sangre en centros seleccionados a nivel nacional.
  • Análisis de la reacción ante más de 200 alimentos.

Ventajas exclusivas de Sanitas

Tengas o no seguro de salud
Mapa de Centros especializados
+120
Centros especializados en España

Nuestra cantidad de centros nos permite garantizar tu comodidad y accesibilidad.

Mapa de Centros especializados

Preguntas Frecuentes

¿Utilidad real del test?

El test de intolerancia alimentaria tiene una clara base científica, de hecho, estos test se realizan en laboratorios de análisis clínicos de sobrado prestigio. Los resultados del test nos muestran aquellos alimentos que nuestro cuerpo no asimila de manera adecuada. Esta situación hace que la ingesta de determinados alimentos provoque migrañas, sobrepeso, procesos dermatológicos…

Se han encontrado mejorías entre la mitad y los dos tercios de los casos, que han cumplido la dieta establecida por su médico, suprimiendo los alimentos que a través de los análisis se han mostrado menos recomendados. En general, la mejoría se percibe entre los 20 y 60 días de haber instaurado la dieta adecuada. Se trata por tanto, de una opción importante a tener en cuenta en el grupo de patologías descritas, y que pueden mejorarse simplemente, suprimiendo la causa o alimento que los origina.

¿Sirve este test para adelgazar?

En personas con sobrepeso que no responden a los tratamientos habituales de adelgazamiento, se han experimentado pérdidas de peso al eliminar de la dieta los alimentos frente a los que se presentaba una sensibilidad alta.

Es por ello que el Test de Intolerancia Alimentaria, está muy indicado como screening a incluir en las exploraciones clínicas habituales, previas a la instauración de una dieta encaminada a tratar la obesidad.

¿En qué se diferencia la intolerancia de la alergia a determinados alimentos?

La alergia es una patología conocida y fácil de detectar, en parte, porque tiene manifestaciones clínicas muy claras. El proceso de la alergia lo desencadena, básicamente, un alimento que contiene un alérgeno (en general, una proteína específica) que el cuerpo rechaza emitiendo Inmunoglobulina E (IgE), es decir, hay respuesta en el sistema inmunitario contra ese alimento. En la intolerancia alimentaria no se da esa respuesta inmunológica, es una sensibilidad frente a determinados alimentos que no pueden consumirse o digerirse sin que el afectado sienta cómo se presentan efectos adversos sobre su salud, como vómitos, mareos o rechazo absoluto.

Cualquier persona que padezca de forma regular - y aparentemente injustificada - alguna de estas patologías, debería realizarse esta prueba para descartar posibles casos de intolerancia o para tratarlos convenientemente en caso de que se detecten.

Servicios de Salud

Otros servicios que te pueden interesar

¿Te llamamos?

Infórmate sin compromiso

Llámanos al 902 310 122 o déjanos tus datos

Consulta la información de privacidad.

Acepta para que te remitamos información sobre productos del Grupo Sanitas (inclusive vía electrónica).

Horario de atención al cliente: L-V 8:00 a 20:00h

En breve nos pondremos en contacto contigo.

*Servicio ofrecido por SANITAS S.L. DE DIVERSIFICACIÓN (Sociedad Unipersonal),compañía perteneciente al Grupo Sanitas. Este servicio no está cubierto con carácter general por ninguno de los productos aseguradores comercializados por Sanitas S.A. de Seguros, con excepción de aquellas pólizas donde se haya acordado expresamente su inclusión dentro de la cobertura asegurada. Consultar precios y disponibilidad del servicio en cada provincia.