Neurofisiología
 

Neurofisiología en Centros Médicos Milenium

La Neurofisiología es una rama de la Fisiología cuyo objetivo es la exploración funcional del sistema nervioso central, que comprende el cerebro y la médula espinal; el sistema nervioso periférico, que incluye los nervios y los órganos sensoriales del resto del cuerpo; y es sistema nervioso vegetativo, en el que se incluyen los sistemas simpático y parasimpático. Para ello utiliza una tecnología muy especializada que permite establecer diagnósticos precisos, realizar una valoración pronóstica de cada paciente y establecer una orientación terapéutica para la enfermedad que éste padece.  

Patologías

Las patologías neurológicas en las que el neurofisiólogo tiene un importante protagonismo en el diagnóstico son las siguientes:

  • Trastornos craneoencefálicos (TCE). Se deben a traumatismos directos sobre el cerebro. El fisioneurólogo indaga si existe o no algún tipo de secuelas neurológicas.
  • Lesiones medulares. También se conoce como mielopatía y se trata de una alteración de la médula espinal, generalmente a causa de un traumatismo con rotura de columna, que ocasiona una pérdida de sensibilidad y de movilidad cuya extensión depende de la altura de la columna en la que se haya producido.
  • Esclerosis lateral amiotrófica (ELA). Es una enfermedad degenerativa del sistema nervioso que afecta directamente a las neuronas relacionadas con la actividad motora. Por lo que debilita y atrofia progresivamente los músculos hasta causar la pérdida total de movilidad y funcionalidad.
  • Esclerosis Múltiple. Es una enfermedad progresiva que daña el cerebro y la médula espinal al eliminar paulatinamente la sustancia que recubre las células nerviosas, conocida como mielina. Los síntomas más frecuentes son visión doble, debilidad motora, neuritis óptica, dolor, sensación de fatiga, etc.
  • Distrofia muscular. Es el nombre genérico en el que se agrupan aproximadamente unas 30 enfermedades hereditarias que cursan con un debilitamiento progresivo de los músculos y pérdida de masa muscular.
  • Miastenia grave. Es una patología de origen autoinmune que se caracteriza por causar una importante debilidad de los músculos, principalmente de la cara y el cuello.
  • Atrofia muscular espinal. Es una enfermedad hereditaria y degenerativa que afecta a las células nerviosas motoras inferiores, que modulan las funciones musculares de caminar, respirar, hablar y tragar.
  • Tumores medulares. Pueden afectar al interior de la médula o a las meninges (membranas que la recubren). Al crecer, el tumor puede presionar sobre la médula y las raíces nerviosas, provocando daños que pueden ser irreversibles.
  • Coma. Es un estado profundo de pérdida de consciencia que puede tener diferentes grados de gravedad, dependiendo del tipo de respuesta del paciente a determinados estímulos. Puede ser temporal y permanente (estado vegetativo).
        

Pruebas diagnósticas

  • Cartografía cerebral. Consiste en la realización de mapas de actividad cerebral utilizando diferentes técnicas de neuroimagen (especialmente TAC, PET y resonancia magnética) y electroencefalografía continua (EGG), así como un software informático que procesa las imágenes y los datos de modo que se pueden apreciar los cambios de una actividad cerebral concreta y detectar cualquier alteración que pudiera existir.
  • Electromiografía. Es una técnica radiológica utilizada para valorar el flujo sanguíneo cerebral.
  • Electrococleografía. Esta prueba permite evaluar la funcionalidad de la cóclea ante diferentes estímulos auditivos, analizando los impulsos nerviosos en los que esta parte del oído interno transforma el sonido para hacerlos llegar al cerebro.
  • Electrorretinografía. Mediante esta prueba se analiza la funcionalidad de los fotorreceptotores y las diferentes capas que componen la retina.
  • Potenciales evocados. Permite estudiar la actividad eléctrica de las neuronas ante estímulos táctiles, visuales y auditivos para comprobar cómo funciona el sistema nervioso.
  • Polisomnografía. Se utiliza para el diagnóstico de los trastornos del sueño, para lo que se registran durante toda una noche las ondas cerebrales, los movimientos oculares, la espiración, la actividad muscular esquelética y de las piernas, la presión arterial y la frecuencia cardíaca del paciente, alternando periodos de sueño y vigilia.
           

 Tratamientos

Entre las funciones de la neurofisiología, además del diagnóstico funcional del sistema nervioso, no está la de determinar el tratamiento que debe seguir el paciente, sino la de ofrecer una orientación terapéutica sobre la patología que le afecta, sirviendo de apoyo tanto a neurólogos como a otros especialistas (oftalmólogos, otorrinolaringólogos, etc.). Además, las pruebas diagnósticas se pueden utilizar también para el seguimiento y evaluación del paciente con el fin de estudiar su progresión y respuesta a los tratamientos prescritos. También se encarga de la monitorización nerviosa intraquirúrgica del paciente durante la cirugía de columna o de epilepsia, entre otras.
  

Los Centros Médicos Milenium de Sanitas cuentan con un equipo de neurofisiólogos expertos en el uso de las técnicas diagnósticas y de evaluación fisiológica del sistema nervioso, que son fundamentales en el diagnóstico, tratamiento y seguimiento de las enfermedades neurológicas.

¿Hablamos?

Déjanos tus datos y te llamaremos para resolver todas tus dudas o para concertar tu 1ª cita médica gratis.

Consulta la información de privacidad.
Acepta para que te remitamos información sobre productos del Grupo Sanitas (inclusive vía electrónica).